18 oct. 2009

I. CONCEPTOS BASICOS EN EL DESARROLLO DE LAS HABILIDADES DE PENSAMIENTO (HP)

1.1REFLEXIONES ACERCA DEL PENSAMIENTO


¿Es posible aprender a pensar?

Primeramente se debe aclarar que se entiende por pensar: pues la palabra “pensar” se emplea con distintas acepciones dependiendo del contexto y conceptos básicos del propósito con el que se use. Cuantas veces se escucha de padres, maestros o amigos la palabra ¡Piensa! o bien ¡Piensa antes de hacer y no hagas para después pensar en lo que ya no puedes remediar! O ¿Qué piensas de tu infancia? Pero ¿A qué tipo de pensamiento se refieren las afirmaciones anteriores? En los dos primeros casos a lo que se invita es a analizar, a reflexionar, a argumentar, a justificar con razones fundamentadas una decisión; en el segundo caso lo que se pide es que se recuerde cómo fue la infancia. Lo anterior muestra que la palabra pensar suele estar asociada a recordar, exponer una idea, dar una opinión analizar, reflexionar, argumentar.

El aprender a pensar de manera analítica, crítica, creativa y además ser consciente de ello, es una habilidad que se aprende y que es posible perfeccionar con el apoyo de estrategias y de la práctica constante. Existen ciertas habilidades de pensamiento que se pueden activar de manera inconsciente. Para comenzar a tomar consciencia de cómo se piensa, es conveniente ser inquisitivo y que el sujeto se haga preguntas como las enlistadas a continuación:

Ø ¿Cuál es el proceso de pensamiento implicado en una situación hipotética?
Ø ¿Qué hago mientras pienso?
Ø ¿Cuál (es) método(s) utilizo para ayudarme a pensar?
Ø ¿Qué conocimientos tengo acerca de mi forma de pensar?
Ø ¿Cuál (es) actitud (es) asumo cuando pienso o tengo que pensar?
Ø ¿Cuál (es) habilidad (es) de pensamiento estoy poniendo en práctica?

Existen estrategias y métodos para aprender a pensar analítica, crítica y creativamente.
En esta propuesta de competencias para el desarrollo de las HP se utilizará una bitácora de trabajo (Bitácora COL) y un método para aprender a pensar con orden (Bitácora OP), ambos implican el uso de la pregunta para ordenar y estimular el pensamiento con un propósito específico. El uso de estas herramientas lleva implícito el desarrollo de las habilidades del pensamiento tales como: observar, describir, comparar, relacionar, clasificar, inferir analizar, argumentar, etc.
Es posible aprender a pensar de manera analítica, crítica y creativa, es importante ser conscientes de los procesos y métodos implicados en estos tipos de pensamiento, habilidades y actitudes para pensar de manera selectiva y contextualizada a las demandas de una situación o tarea específica tanto de la vida académica, como profesional y personal.
¿Para qué aprender a pensar?

Aprender a pensar es fundamental para el desarrollo de variadas actividades, tanto profesionales como personales, como por ejemplo:
Ø Tomar decisiones
Ø Considerar prioridades
Ø Buscar alternativas de solución
Ø Resolver problemas
Ø Trabajar en equipo
Ø Cambiar la manera de pensar

Un ejemplo de la justificación De aprender a pensar es "La Carta De La Tierra"

Existe la necesidad de adquirir el pensamiento crítico que permita interactuar de manera adecuada en una sociedad plural, con fronteras abiertas, en el ámbito de las actividades humanas que se rigen mediante códigos múltiples y en el contexto de una sociedad del conocimiento permeado por la informática, lo que requiere su comprensión, análisis, síntesis, evaluación y renovación; además, un pensamiento crítico bien formado y articulado es el mejor escudo con el que se puede contar contra toda clase de abusos, mismo que será producto de un pensamiento desarrollado y de un elevado rigor intelectual.